LOS JUDIOS LIDERAN Y DIRIGEN EL TRAFICO INTERNACIONAL DE DROGAS DE EXTASIS

RECOPILACIÓN DE NOTICIAS

(2000 – 2005)

 

3-6-2003  

 

CAE UNA BANDA DE NARCOTRAFICANTES LIDERADA POR JUDIOS ORTODOXOS

Luego de cinco meses de investigaciones y de un trabajo en conjunto de la Policía Federal y la Policía Nacional de Israel, fue desbaratada una banda de narcotraficantes, integrada en su mayoría por religiosos ortodoxos de la colectividad judía (entre ellos, un rabino) que en los últimos años había llevado a Tel Aviv, desde Buenos Aires, más de 200 kilogramos de droga por un valor de más de 25 millones de dólares, según revelaron fuentes policiales. En los allanamientos, simultáneos en ambos países y denominados Operativo El Gaucho, fueron detenidas 20 personas, 19 de ellas judíos ortodoxos. Uno de los apresados es un rabino y otro, el pariente de un importante religioso, dijeron los investigadores. La organización de narcotraficantes fue desbaratada el 25 de julio último, cuando llegó a Israel desde la Argentina un embarque con 7,5 kilogramos de cocaína escondidos en paquetes de yerba. La recorrida de los estupefacientes estuvo vigilada mediante la figura de "entrega controlada" por un agente de la Policía Federal que viajó en el mismo avión que la droga y que los distribuidores. Fuentes del caso informaron que en la Argentina se detuvo a tres personas: el rabino Mendel Menanchen Gorowitz, de nacionalidad israelí y norteamericana; el supuesto cabecilla de la organización en Buenos Aires, Michael Shuiti (tenía un pasaporte falso y un pedido de captura internacional por narcotráfico) y el argentino Gabriel Cieres. Además, en los allanamientos se secuestraron tres camionetas 4x4, 12.500 dólares, 10 teléfonos celulares, documentación apócrifa, una pistola 9 milímetros y una computadora portátil. En tanto, en Israel están en prisión otros siete supuestos cabecillas de la organización y otras diez personas que eran, presumiblemente, las encargadas de trasladar la cocaína desde Buenos Aires hasta Tel Aviv, agregaron las fuentes. "Logramos desbaratar a una importante red de narcotraficantes que llevaron a Israel más de 200 kilogramos de cocaína. La plata que obtenían los delincuentes al vender la droga la reinvertían comprando otro tipo de estupefacientes, como éxtasis", explicó ayer el titular del Departamento de Operaciones Federal, comisario inspector Roberto Raglewski. Raglewski sostuvo que el kilogramo de cocaína en Israel tiene un valor de más de 100.000 dólares, pero una vez separada en dosis los narcotraficantes obtienen 300.000 dólares por kilo. El jefe policial destacó la investigación realizada por la Policía Nacional de Israel y los trabajos de la Policía Nacional Aeronáutica y la División Drogas Peligrosas de la Aduana. Raglewski afirmó que la banda se formó con religiosos judíos ortodoxos porque tienen un alto grado de confiabilidad dentro de la sociedad y porque cuando son detenidos se caracterizan por mantener el silencio sobre la forma de operar de la banda. Las primeras investigaciones, que habían sido autorizadas por el titular del Juzgado Nacional en lo Penal Económico N° 1, Bernardo Vidal Durand, determinaron que la cocaína era comprada en Colombia y, una vez en la Argentina, era llevada a Israel por "mulas" que escondían los estupefacientes en toallas mezcladas en la ropa, entre otros métodos.

8-8-2003   

RABINO DETENIDO POR SUPUESTO TRAFICO DE DROGAS EN ARGENTINA

BUENOS AIRES, (THE ASSOCIATED PRESS) - La policía federal anunció la detención de tres personas, entre ellos un rabino de la colectividad judía ortodoxa, acusados de integrar una banda que traficaba cocaína a Israel. El jefe del departamento de Operaciones Federales, comisario Roberto Raglewski, informó a la prensa que los traficantes fueron descubiertos y detenidos por una operación conjunta entre las policías de la Argentina e Israel. Añadió que en Tel Aviv fueron detenidas 17 personas en vinculación con esta investigación. Se supo que algunas ya fueron liberadas. Según Raglewski, los detenidos son el rabino Mendel Menachen Gorowitz, que tiene doble nacionalidad israelí y estadounidense, y el argentino Gabriel Cieres. El tercer detenido tenía un pasaporte falso con el nombre de Michael Shuitiy. No se brindaron otros datos. El jefe policial agregó que el grupo envió unos 200 kilos de cocaína a Israel, valuados en unos 25 millones de dólares, que eran escondidos a veces en paquetes de yerba mate, infusión muy popular en este país y también consumida por los judíos argentinos que emigraron a Israel. Raglewski dijo que "el dinero que obtenían los delincuentes al vender la droga la reinvertían comprando otro tipo de estupefacientes, como éxtasis". La investigación, realizada por orden del juez en lo penal económico Bernardo Vidal Durand, determinó que la cocaína era comprada en Colombia, traída a la Argentina y enviada a Israel mediante "mulas" (viajeros portadores de la droga).

8-8-2003

LIBERAN A UN RABINO VINCULADO CON UN CASO DE NARCOTRAFICO

El religioso estaba preso en el marco de una causa originada al desbaratarse una banda que introducia droga en Israel. El hecho fue festejado en la puerta del sitio en el que estaba detenido por un grupo de judios ortodoxos.

IFO BAE - Un religioso judío que había sido detenido en Buenos Aires en el marco de un procedimiento en el que se desbarató una organización que traficaba cocaína a Israel fue liberado esta tarde por "falta de mérito", aunque seguirá siendo investigado. Fuentes judiciales informaron que el juez en lo Penal Económico porteño Bernardo Vidal Durand dictó la falta de mérito al no hallarse pruebas contra el imputado, aunque aclararon que esto es "sin perjuicio de la prosecución de la causa, o sea que sigue bajo investigación". El rabino, de apellido Mendel, fue detenido en Argentina, junto a otras dos personas que se sumaron a otras siete apresadas en Israel, acusados de formar parte de una banda que, se sospecha, traficó unos 200 kilos de cocaína por un valor de entre 20 y 25 millones de dólares. El comisario inspector Roberto Raglewski, jefe de Operaciones Federales de la Superintendencia de Drogas Peligrosas de la Policía Federal, junto a funcionarios de la policía y la embajada irsaelí, explicó la semana pasada que la banda constituía "una red integrada por dos organizaciones, una argentina y otra israelí". La liberación del religioso fue festejada en la puerta de su lugar de detención, la División Unidad de Investigaciones Antiterroristas (DUIA) de la Policía Federal, situada en Cavia y Figueroa Alcorta de la Capital Federal, por un grupo de rabinos ortodoxos. Además de manifestar su algarabía por la vuelta a la libertad de su par, los religiosos reclamaron a los medios de comunicación que pidan perdón público por haber mencionado a un rabino como narcotraficante. "Sabíamos desde un principio que era una confusión. Quienes utilizaron esos términos tienen que disculparse, tienen la obligación moral y ética de disculparse por haber agraviado a una persona inocente", dijo a la prensa el rabino Tzvi Grumblatt. El defensor del religioso, Hugo Wortman Jofre, dijo a la prensa que "hablan de que había videos y filmaciones y no hay nada que lo involucre a él; la verdad es que entendemos que la situación de detención tenía que resolverse" "Hubo mal valoración de prueba, el juez pensaba que Mendel tenía el rol de financista, pero él tenía sólo un rol asignado por la embajada para visitar a personas de religión judía que estaban sufriendo detenciones en la Argentina y por esa razón es que él concurría asiduamente a las cárceles", explicó el letrado. Wortman Jofre afirmó que "se interpretó que tenía vinculación con alguna organización delictiva, lo que ahora esta absolutamente descartado". El defensor precisó que "Mendel declaró un día entero en el juzgado, dio explicaciones, explicó también grabaciones, muchas en hebreo, y eso demoró las cosas". Respecto a la información suministrada por fuentes policiales en el momento de la detención del rabino, el abogado expresó que ahora "existe un rol de desagraviar a toda la comunidad de judíos ortodoxos que de alguna manera se vieron involucrados en los hechos". "Me parece que la infomación que se brindó en un primer momento tenía algún ribete de espectacularidad; incluso la semana pasada se hizo una conferencia de prensa en Departamento de Policía y hoy se empiezan a clarificar los hechos", concluyó Wortman Jofre.